Pueblos indígenas de la Amazonia brasileña y colombiana, así como organizaciones no gubernamentales de Francia y Estados Unidos, presentaron este miércoles una demanda en la corte de Saint-Etienne, Francia, contra la cadena minorista Grupo Casino, por, según argumentan, comercializar carne de res asociada con la deforestación.

De acuerdo con las propias organizaciones esta es la primera vez que una cadena de supermercados es llevada a los tribunales por deforestación y violaciones a los derechos humanos. Bajo la ley francesa de diligencia debida, adoptada en marzo de 2017 (“loi sur le devoir de vigilance” en francés), los grupos indígenas reclaman una indemnización por los daños causados a sus territorios tradicionales y el impacto en sus medios de vida.

Le recomendamos: ¿Cuáles son las alternativas más sostenibles al consumo de carne?

De acuerdo con la información dada a conocer, la demanda presentada alega violaciones sistemáticas de los derechos humanos y las leyes ambientales en la cadena de suministro de Grupo Casino, en Brasil y Colombia, durante un largo período de tiempo.

Según la evidencia recopilada y analizada por el Centro de Análisis de Delitos Climáticos (CCCA) para este caso, el gigante minorista compraba regularmente carne vacuna de tres mataderos propiedad de JBS, la más grande empacadora de carne del mundo. Según se establece en la demanda, estos tres sitios se abastecieron de ganado de 592 proveedores responsables de al menos 50.000 hectáreas de deforestación entre 2008 y 2020.

La ganadería es una de las actividades que más genera deforestación. Foto: FCDS

Dicen los demandantes que a pesar de que los numerosos reportes que relacionan a los productos del Grupo Casino con la deforestación y el acaparamiento de tierras, la empresa no ha revisado las políticas de control y aplicación para garantizar que no existan violaciones de derechos humanos o ambientales en toda su cadena de suministro.

La empresa ha manifestado a los demandantes que “debido al bajo número de informes que relacionan al ganado como motor de la deforestación en Colombia”, el Grupo Casino no considera pertinente incluir al país en el alcance de su plan de debida diligencia.  

Grupo Casino es la cadena de supermercados más grande de Brasil y Colombia, ya que es propietario y controla las marcas Pão de Açúcar en Brasil y Grupo Éxito.

La ley de Debida Diligencia de Francia exige que las empresas con sede en Francia y con más de 5.000 empleados tomen medidas adecuadas y efectivas para prevenir violaciones graves de derechos humanos y ambientales en todas sus cadenas de suministro. Si no lo hacen, pueden ser consideradas responsables y condenadas a pagar compensaciones por daños y perjuicios.

En diciembre del año pasado, el gobierno de Brasil eliminó cualquier medida para enfrentar la deforestación en el plan nacional de acción climática (conocido como NDC en inglés) bajo el Acuerdo de París, pese a que la pérdida de bosques sigue siendo la principal fuente de emisiones de gases de efecto invernadero del país.

Los demandantes

Dentro del grupo de demandantes está la Coordinadora de Organizaciones Indígenas de la Amazonía Brasileña (COIAB), la Organización Nacional de Pueblos Indígenas de la Amazonía Colombiana (OPIAC), la Federación de Pueblos Indígenas de Pará (FEPIPA), la Federación de Pueblos Indígenas y Organizaciones de Mato Grosso (FEPIPA), la Comisión Pastoral de la Tierra (CPT), Canopée, Envol Vert, France Nature Environnement, Mighty Earth, Notre Affaire à Tous y Sherpa.

Luis Eloy Terena, líder del Pueblo Terena de Brasil, y asesor legal de Coiab, dijo que esta demanda es importante porque la Amazonía brasileña se encuentra dentro del ámbito de acción de defensa de los derechos y garantías constitucionales de los pueblos indígenas que aquí habitan.

La deforestación es una de las principales problemáticas de la Amazonia. Foto: Jhon Barros

"Como dejamos claro en la denuncia, la demanda de carne vacuna por parte de Casino y Pão de Açúcar trae deforestación y acaparamiento de tierras, violencia, y el asesinato de líderes indígenas cuando optan por resistir. Con esta demanda buscamos responsabilizar a la empresa por las consecuencias de estos impactos y aliviar la realidad que enfrentan nuestros Pueblos Indígenas en sus Tierras", manifestó el vocero. 

Fany Kuiru Castro del Pueblo Uitoto de Colombia, y directora de la Opiac, manifestó, por su parte, que la ganadería, los monocultivos y otras industrias extractivas están poniendo en riesgo sus vidas y exterminando a los pueblos indígenas. Por lo tanto, esta acción legal por desatender las demandas en la cadena de suministro de carne, que provienen de la ganadería, cuenta con el pleno respaldo de esta organización. 

De igual forma, Boris Patentreger, co fundador de Envol Vert, sostuvo que "en 2021, en un mundo donde técnicamente podemos rastrear y monitorear todo, un grupo internacional llamado Casino, que ha experimentado un tremendo crecimiento en América del Sur en los últimos años, no logra eliminar la deforestación en toda su cadena de suministro. ¡Eso es inaceptable!", admitió. 

Prácticas sostenibles del Grupo Éxito

Desde Colombia, Pablo Montoya, jefe de Sostenibilidad Grupo Éxito, manifestó que la ganadería sostenible es uno de los focos de la estrategia de sostenibilidad de la compañía.

"Grupo Éxito es pionero en el retail colombiano en la implementación de un modelo de ganadería sostenible que contribuye a la conservación de los ecosistemas, el bienestar animal, y el desarrollo económico, social y ambiental del país, y hoy monitorea el 100% de los terrenos (más de 37.000 hectáreas) de sus 39 proveedores, razón por la cual toda la carne que se comercializa en sus tiendas proviene de fincas comprometidas con la conservación de los ecosistemas naturales".

le sugerimos: ¿Es necesario ponerle límites a la ganadería en Colombia?

Dijo, además, que desde 2017 la compañía trabaja en impulsar un modelo de conservación de ganadería sostenible junto con sus proveedores y aliados creando lineamientos para la transición de su negocio de carne de res hacia un negocio sostenible. Durante el 2020, Grupo Éxito puso en marcha la comercialización de carne con la etiqueta GANSO que permite al consumidor reconocer el producto con atributos de conservación maximizados y los cuales se encuentran actualmente en 5 tiendas del formato Carulla FreshMarket.

El modelo de ganadería sostenible de Grupo Éxito ha sido construido de la mano de aliados para la conservación como: WWF y Animal Bank de Portafolio verde, y aliados en el monitoreo y auditoría como: Climate Focus, el Centro Internacional de Agricultura Tropical - CIAT y el uso de la herramienta de monitoreo satelital Global Forest Watch; además está alineado con The Consumer Goods Forum. Grupo Éxito es signatario de los compromisos de cero deforestación del Tropical Forest Alliance, el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo y la Declaración de Nueva York sobre los bosques y la Mesa de Ganadería Sostenible Colombiana.